10.2.14

Él era la clase de chicos que nunca se enamoraba, pero el era mi tipo. Estaba perdidamente enamorada de el, pensando que yo sería la chica que rompiera el hechizo. Supongo que todos ya conocen lo que pasa. 
Lamentablemente no fui yo la que hizo que su corazón derritiera de amor por mí, encontró alguien más. Quiero decir, estoy sinceramente feliz que el haya encontrado alguien a quien amar como se merece o como yo lo amé a el, pero ojala hubiera sido yo. 


3.2.14


Ni fuimos, ni somos, ni seremos. 
Porque para ser hay que estar, y no quisimos ni ser, ni estar, ni querer.